Las historias de Solón

Por José Carlos y Pablo Solón

[Pagina Siete, Revista Rascacielos, Retrato, Julio 28, 2019] El taller de Solón era un espacio mágico donde las historias cobraban vida. Escondidos en pequeños cajones habitaban innumerables recuerdos. Cada objeto, estatuilla, fotografía, adorno o estampilla encendía su voz calmada y serena: el traslado del templo de Abu Simbel que presenció en Egipto, la lucha a muerte entre una cobra y una mangosta en la India, su accidente de avión en Chile que lo trajo casi desahuciado a Sucre, su travesura en Japón al mezclar los zapatos que dejan a la entrada, su encuentro con el último emperador de la China cuando trabajaba de jardinero en el palacio real… Algunas de estas historias son tan increíbles que parecen inverosímiles. Sin embargo, escondidos en su taller yacen algunos detalles que cuestionan nuestra incredulidad.

Solón fue un gran dibujante, pintor, muralista, grabador, tejedor y tallador. Para él lo más importante eran las manos por su capacidad de traducir las ideas y los sentimientos en figuras y objetos. Todo lo que se imaginaba lo plasmaba en dibujos. El podía conceder todos los sueños y deseos en una hoja de papel. Era una suerte de mago de la creación que aspiraba siempre a la perfección. Era incansable y perseverante hasta el límite de lo inimaginable. Un dibujo lo hacía una y otra vez. Parafraseando a Miguel Ángel, solía decir que “una obra de arte se acaba cuando se acaba”. Solón se fijaba siempre en las manos de las personas. Algunas veces lo vimos leyendo las líneas de la mano de otros pero nunca quiso leer las manos de sus familiares más cercanos “para no enterarse de su futura muerte”.

Solón decía que después de buscar por todo el mundo los más preciados pigmentos, descubrió que las más maravillosas tierras de color estaban en nuestro propio país.

El legado de Solón (1923-1999)

Walter Solón Romero Gonzales (1923-1999) fue uno de los más grandes artistas y muralistas sociales del siglo XX en Bolivia. Su primera exposición la realizó a los 21 años y desde entonces no paró de dibujar, pintar, grabar, tejer y hacer hablar a las paredes como él solía llamar a la pintura mural. Solón que sorteo innumerables accidentes y operaciones a lo largo de su vida falleció el 27 de Julio de 1999.

A 20 años de su partida la Fundación Solón le rinde un tributo con un video sobre uno de sus personajes y símbolos más entrañables: la piedra. El artista utilizaba el término de piedras para referirse tanto a los grandes nevados como a las pequeñas rocas que nos acompañan en nuestro andar. Para Solón las piedras tienen vida, sufren y se mueven cambiando de formas con el pasar del tiempo y de la luz.

Para Solón las piedras lo ven todo. Los poderosos pueden borrar la historia de los libros pero no de las piedras. Los criminales y tiranos pueden escapar a la justicia humana pero jamás a la mirada de las piedras. las piedras son los guardianes de la memoria colectiva que yace en el inconsciente de los pueblos. Si los seres humanos aprendemos a dialogar con las piedras recuperaremos la imaginación y rebeldía que necesitamos para construir un mundo nuevo que conviva con las creaciones de la naturaleza.

Dormíamos a salto de mata

[Walter Solón Romero Gonzales] Me quedé en la ciudad de La Paz. Ingrese al colegio San Calixto pero ya no tenía beca y debía pagar pensión mensualmente. Mi hermana Elena no me podía mantener. Mi situación era incierta.  Por eso me salí del colegio de curas y me fui al Ayacucho, de donde egresé como bachiller. Continúa leyendo Dormíamos a salto de mata

Nosotros también tenemos nuestro pintor

[Walter Solón Romero Gonzales] En el colegio Sagrado Corazones de Sucre la educación era muy rígida. Casi siempre a media mañana había que rezar el rosario. En la mañana ir a misa. Todo eso imponía una disciplina. Había un taller de mayores, un taller de menores y la sala de primaria. Continúa leyendo Nosotros también tenemos nuestro pintor

Ruido de Guirnaldas

[Walter Solón Romero Gonzales] Mi madre siempre estaba enferma, adolecía de un mal tremendo al corazón. Era muy joven, apenas si pasaba los treinta años. Yo me preocupaba muchísimo aunque tenía poquísimos años. Cada vez que la veía dormida pensaba que había muerto. La veía sin moverse, en silencio, me acercaba, la tocaba y la hacía despertar. Continúa leyendo Ruido de Guirnaldas

El Deseo de Pintar

[Walter Solón Romero Gonzales] Mi padre sin duda adquirió una serie de experiencias en sus viajes de juventud. Conoció el mar, otros países y cuando llegó a su casa, que era muy grande la decoró con murales, más propiamente, con inmensos cuadros pintados al óleo en las paredes. Al pasar el tiempo, mi hermano Goyo se encargó de transformarlos un poco. Unas veces los repintaba, otras veces les añadía algunos elementos, como un avión, un barco… Continúa leyendo El Deseo de Pintar

El tesoro que cambio su vida

[Walter Solón Romero Gonzales] La abuela murió sin decir donde estaba enterrado el tesoro. Mi padre y mi madre fueron a hablar con mi abuela cuando enfermó, pero ella había perdido la palabra. Sólo hacía señas que nunca quedaron claras. Dividía la mano con sus dedos y levantaba un dedo. Continúa leyendo El tesoro que cambio su vida

Mi padre aventurero

[Walter Solón Romero Gonzales] Nunca hablé con él. Murió antes de que naciera. Mi abuelo (Gregorio Romero Macne) vino de Chile. Fundó un tambo en Uyuni cuando todavía no había el ferrocarril Antofagasta – La Paz. Las diligencias que recorrían el trayecto desde Oruro hasta Iquique hacían una posta en ese tambo. Dicen que llegaban enormes carretones. Yo todavía recuerdo enormes construcciones y carretas en el patio del tambo. Alrededor de ese tambo se fundó Uyuni. Continúa leyendo Mi padre aventurero

Cuando el mundo llegaba en un tren

[Walter Solón Romero Gonzales] Mi recuerdo más antiguo es el tren. Lo que más me gustaba era salir a las cinco de la tarde y ver llegar el tren. Veía en el altiplano una enorme riel que se perdía en el infinito. Era apenas un punto, un poco de humo, el sonido de un pito… y llegaba a la estación. Saludábamos hasta el último pasajero. Era la diversión de todos los días. Tenía la idea de que el mundo venía en el tren. Continúa leyendo Cuando el mundo llegaba en un tren

Librepensadoras: Líneas transformadoras

Esta muestra de Solón (1923-1999) contiene una selección de más de cincuenta dibujos, pinturas, retablos, grabados y tejidos que tienen en común un tipo particular de figuras donde las líneas de trazo continuo buscan rescatar la esencia a través de la síntesis de la forma. Son dibujos de múltiples mensajes que articulan diversos tiempos y espacios. Son ideas que saltan de la línea a la textura buscando una existencia en cuatro dimensiones. Son imágenes que invitan a dejarse llevar por la imaginación libre de dogmatismos y convencionalismos. Continúa leyendo Librepensadoras: Líneas transformadoras

Imaginaries of development through extraction: The ‘History of Bolivian Petroleum’ and the present view of the future

Lorenzo Pellegrini,

• Ideas expressed in a mural from 1956 resonate with the current public discourse in Bolivia.
• The model of natural resource-based development has at least 60 years of history.
• The novelty of ‘neoextractivism’ can be fundamentally questioned.
• This model provides the rationale for the promotion of extractive activities ‘at all costs’.
• History has shown that this model produces fantasies of development. Continúa leyendo Imaginaries of development through extraction: The ‘History of Bolivian Petroleum’ and the present view of the future

Lonely Planet top things to do in Bolivia: Casa Museo Solón

Lonely planet has put Fundación Solón as Top choice gallery in La Paz, Bolivia. with this text:

This building was once home to Walter Solón Romero, one of the nation’s most important and politically active artists. Known for his elaborate murals and fascination with Don Quijote, Solón paid the ultimate price when his son died in prison during the repressive 1970s. A sense of humor only slightly shades the visceral cry for justice in the maestro’s works.

https://www.lonelyplanet.com/bolivia/la-paz/attractions/fundacion-solon/a/poi-sig/1524483/1316002

Largometraje “Solón: Los Secretos del Mural”

Hace 93 años Solón nació en la pampa de sal más grande del mundo. Los ocres, los grises,  el blanco y un frío intenso lo acompañaron durante sus primeros años hasta que un día descubrió el verde de las hojas y el trino de los pájaros en un viaje que hiciera a los valles. “El mundo había sido a colores”, sin embargo no había nada más fascinante como el blanco inmenso del salar que lo invitaba al dibujo. Continúa leyendo Largometraje “Solón: Los Secretos del Mural”

Los Quijotes del pintor boliviano Walter Solón, una lanza contra el olvido

La Razón Digital / EFE / Carlos Heras / La Paz / 24 de octubre de 2016

El personaje cervantino siempre fue motivo de fascinación para el muralista. De 1967 es la serie a tinta “El Quijote y San Francisco”, que reproduce hipotéticos diálogos entre los dos personajes.

Los centenares de Quijotes dibujados y pintados por el boliviano Walter Solón fueron una lanza contra el olvido cuando la dictadura del militar Hugo Bánzer hizo desaparecer en 1972 al hijo de su esposa, José Carlos Trujillo. Continúa leyendo Los Quijotes del pintor boliviano Walter Solón, una lanza contra el olvido

La Conquista Interminable

He pintado sobre una simple pero sagrada corteza de un árbol: el amate, de ahí el nombre de la serie. En esa hoja dibujaron sus códices los aztecas  para enseñarnos su historia. He querido que este mismo soporte me sirva para decir algo  sobre la vida del hombre en ésta América del Sur.

Ante todo, pinto murales, más a estos no siempre se los puede ver. Por otra parte, las instituciones que debieran auspiciarlos  no quieren comprometerse con el mensaje permanente de nuestra realidad. Siempre he pintado para decir algo, no comparto la posición de un arte por el arte mismo, menos con banales juegos formales que se revisten de seriedad emocional para no comunicarnos nada. Continúa leyendo La Conquista Interminable