José Carlos Trujillo Oroza, conocido por todos sus familiares y amigos como el “Jó”, fue detenido, torturado y desaparecido el 2 de febrero de 1972 durante la dictadura de Banzer. Su madre, Gladyz Oroza de Solón, lo vio por última vez en la prisión de “El Pari” de la ciudad de Santa Cruz.  En esta sección queremos recoger las diferentes facetas de sus dos vidas: de aquella que solo duró 22 años y la que aún continúa en la busqueda de la verdad y la justicia. En esta sección usted encontrará: a) una versión digital basada en el libro “El Jó en la Piedra. Los restos que no desaparecen”, b) documentos jurídicos sobre su caso en la Corte Interamericana de Derechos Humanos y en la justicia en Bolivia, y c) varios textos, imágenes y videos sobre el Jó.